Publicado por el Jun 21, 2012 en Colegio de Procuradores de Albacete, General, Juzgados y Tribunales, Noticias prensa, Procuradores | 0 comentarios

Los abogados y procuradores de Albacete se han mostrado en contra de que el mes de agosto sea hábil para la Justicia. Así lo explicaron ayer a La Verdad, los decanos de ambos colegios, tras las declaraciones realizadas anteayer por el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, en el acto de imposición de la Gran Cruz Raimundo Peñafort al presidente del Colegio de Abogados de Ciudad Real, Cipriano Arteche.

Concretamente, el decano del Colegio de Procuradores, Abelardo López Ruiz rechazaba la medida con rotundidad. «Soy totalmente contrario a que el mes de agosto sea hábil en Justicia, creo que el ministro no sabe donde va en este aspecto. En agosto sólo se paraliza lo Civil, porque en lo Penal, el Juzgado de Instrucción sigue funcionando. Se paralizan las vistas civiles, la presentación de escritos y los señalamientos, porque abogados y procuradores tienen derecho al descanso».

El representante de los procuradores albaceteños aseguraba además que esta medida si se pone en marcha ni siquiera servirá para agilizar la Justicia. «Esta medida no tiene efectividad práctica ninguna, ahora en agosto los funcionarios aprovechan para sacar todo el papel acumulado por la sobrecarga, con lo cual es una medida nada efectiva y contraproducente. Quieren tapar un problema de la Administración de Justicia, con algo que no tienen sentido, porque si señalan juicios en agosto no vamos a encontrar a testigos y peritos, porque estarán de vacaciones, no se presentarán y habrá que suspender los juicios».

Por su parte, el decano del Colegio de Abogados de Albacete, José Serrano Siquier, que estuvo en el acto de Ciudad Real, aclaraba que el ministro aunque manifestó que el mes de agosto debía ser hábil, hizo sus matizaciones. «Dice el ministro que tal y como está la situación económica española no inspira confianza a los inversores que un tema económico mercantil esté paralizado durante un mes, porque se haya ido todo el mundo de vacaciones. Eso no se puede vender en el extranjero, de acuerdo, me parece bien. Eso es lo que dijo el ministro y otra cosa es lo que se vaya a hacer».

Los abogados.
Por supuesto, si la idea es que sea hábil en todos los sentidos, su posición es clara. «Si agosto es absolutamente hábil, cosa que no dijo el ministro, no va a haber posibilidad de que nos vayamos de vacaciones con nuestras familias. Los abogados tenemos todos el derecho del mundo, como los jueces, los fiscales y cualquier ciudadano, a disfrutar de nuestras vacaciones y a conciliar nuestra vida familiar. Actualmente el único seguro que tenemos los abogados en el ejercicio profesional, es que no te vas a despertar un día en tus vacaciones en el mes de agosto, con un plazo que te vence a los tres días o cinco».

Para Serrano, esta medida sólo permitiría coger vacaciones a los grandes despachos. «En un gran despacho de Madrid con muchos abogados no tienen problema, pero en Albacete eso no sucede, porque en la mayoría de los despachos de los abogados de Albacete hay uno o dos abogados». También recordó que de celebrarse juicios en agosto habría más suspensiones por la incomparecencia de testigos y peritos.

Continuando en esta línea aseguró que una medida así no tendría sentido. «Cuando se pretende hacer creer que todos los males se van a solucionar de esa forma, los que conocemos como funciona la Justicia vemos que no tiene fundamento ninguno. El problema de agilizar la Justicia no pasa porque se trabaje en agosto. Lo que no es de recibo es que desde una audiencia previa hasta el juicio pasen un año o año y medio».

Por otra parte, criticó que una medida como ésta o como la de la modificación de las demarcaciones judiciales se hayan tomado sin consultar a un colectivo como el de los abogados. «Hacen creer que todos los problemas de la Justicia se van a solucionar trabajando en agosto y rompiendo la Ley de demarcación judicial que existe, haciendo desaparecer partidos judiciales, sin explicar las consecuencias. Evidentemente la abogacía no puede estar de acuerdo y nos rebelamos constructiva y respetuosamente, porque nos parece un insulto a nuestra profesión. No compartimos en absoluto el criterio del Consejo General del Poder Judicial, en ese informe sobre los partidos judiciales».

Fuente: laverdaddealbacete.es